LA NAVE ESPACIAL CHINA CHANG’E 5 LLEGÓ CON ÉXITO A LA LUNA

La nave espacial china no tripulada, Chang’e 5 logró posarse este martes en la Luna, que había partido la semana pasada el satélite natural para recoger rocas y otras muestras de la superficie lunar.

Según informó la agencia estatal Xinhua, que citó a la Administración Espacial Nacional China la nave se posó en el satélite sin incidencias. La investigación ayudará a los científicos a entender mejor los orígenes de la Luna, su formación y la actividad volcánica en su superficie. 

Si China logra regresar a la Tierra las muestras de rocas y polvo será el tercer país que ha extraído objetos de nuestro satélite, sumado a Estados Unidos, que lo hizo en los años 1960 y la antigua Unión Soviética en la década de los 70.

La sonda Chang’e 5 pesa 8,2 toneladas y tiene cuatro partes: un orbitador (que permanecerá en órbita lunar), un módulo de aterrizaje (que alunizó en el satélite), un módulo de ascenso (del suelo hacia la órbita lunar) y una cápsula de regreso (hacia la Tierra).

El procedimiento de recolección de muestras en la Luna

La sonda va a recolectará dos kilos de material de la superficie en una zona inexplorada conocida como Oceanus Procellarum (Océano de las tormentas), una vasta llanura volcánica visible desde la Tierra, donde excavará la superficie lunar hasta llegar a unos dos metros de profundidad.

Las rocas se colocarán primero en el módulo de ascenso, que deberá alcanzar la órbita lunar y luego acoplarse al orbitador, antes de ser transferidas a la cápsula que deberá aterrizar en la región china de Mongolia Interior (norte), según la NASA. Así, se espera que la nave recoja el material en un día lunar, el equivalente a unos 14 días en la Tierra y regresará en una cápsula.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!