LA CIUDAD ACEPTA EL ENDURECIMIENTO DE LOS CONTROLES PARA REDUCIR LOS CONTAGIOS

El Gobierno porteño aceptó el pedido del presidente Alberto Fernández para endurecer los controles y reducir la circulación en el área metropolitana de Buenos Aires, en un nuevo intento por morigerar la segunda ola de coronavirus.

El visto bueno lo dio el jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, quien aceptó que la cantidad de casos que se producen en el distrito se estacionó en unos 2.700 por día y que esa cifra «no es sostenible en el tiempo«.

Rodríguez Larreta fue uno de los participantes en una videoconferencia entre el Presidente y gobernadores de todo el país. «Está claro que el epicentro está en el AMBA, pero hay alertas en varios lugares del país«, manifestó Fernández.

De acuerdo a fuentes que participaron de la reunión, la Ciudad acordó cerrar 25 accesos, incrementar retenes, clausurar bocas de subtes y controlar mas la circulación durante la noche. Además habrá un nuevo empadronamiento de los trabajadores esenciales.

Muchas de esas medidas ya habían sido consensuadas por la mañana en una reunión entre la ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, y el secretario porteño del área, Marcelo D’Alessandro.

El aval por parte de la Ciudad podría servir para descomprimir la tensión política generada por el DNU presidencial que dispuso que las clases escolares en el AMBA fueran virtuales hasta el 30 de este mes. Larreta desoyó la indicación y se amparó en un fallo judicial local para disponer la presencialidad en las aulas. Los casos de coronavirus, en el interín, no pararon de subir.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!