EL PAPA FRANCISCO PIDE NO INSTRUMENTALIZAR LA CRUZ COMO UN SÍMBOLO POLÍTICO

El papa Francisco pidió hoy desde Eslovaquia que el cristianismo no se transforme en «un símbolo político»en un fuerte mensaje con el que buscó trascender las fronteras del país al que ha considerado «el corazón de Europa» durante una gira de cuatro días en la que el pontífice muestra su rechazo a la instrumentación de la religión por parte de algunos líderes centroeuropeos conservadores.

Luego, en una histórica visita al distrito gitano más grande de Europa, el pontífice se mostró cercano a la comunidad, aseveró que «marginar a las personas no resuelve nada» y criticó los «estereotipos discriminatorios» que sufren.

«No reduzcamos la cruz a un objeto de devoción, mucho menos a un símbolo político, a un signo de importancia religiosa y social», pidió hoy el pontífice al celebrar en Presov, en el este del país, la Divina Liturgia con el rito bizantino, una celebración típica de una de las ramas del catolicismo más presentes a nivel local.

Esta visita del Papa a Eslovaquia es parte de una gira de cuatro días que se inició con un paso de apenas siete horas por Budapest.

Este paso es visto como un fuerte apoyo a la mandataria Zuzana Caputova, una aboga ambientalista opuesta a los líderes conservadores cristianos de la región como el húngaro Viktor Orban.

Tanto Orban como su aliado italiano Matteo Salvini, otro referente de la derecha continental, se muestran a menudo con crucifijos y cruces como forma de ratificar su creencia en las «raíces cristianas» europeas, que manipulan para justificar sus posturas antiinmigrantes y homofóbicas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!