COVID: CIENTÍFICOS DEL LABORATORIO DE WUHAN PLANEABAN MODIFICAR LOS VIRUS EN MURCIÉLAGOS PARA ESTUDIAR SUS RIESGOS EN HUMANOS

Una investigación realizada por un grupo de activistas y profesionales que busca determinar los orígenes de la pandemia del Covid publicó una serie de nuevos documentos que arrojaron que científicos del Instituto de Virología de Wuhan planeaban alterar genéticamente los virus para estudiar los riesgos en los humanos.

Los documentos difundidos por este grupo investigadores llamado DRASTIC señaló que los investigadores de Wuhan querían alterar genéticamente los coronavirus y vigilar su liberación y transmisión en las cuevas de los murciélagos para determinar los riesgos que esos virus suponía para nuestra especie.

Este proyecto de los científicos de Wuhan, quienes figuraban como socios en una propuesta de financiación que la organización de salud ambiental sin fines de lucro EcoHealth Alliance, fue presentando ante la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa (DARPA) de Estados Unidos.

Al respecto, DRASTIC informó que los documentos compartidos por un denunciante anónimo mostraban que la EcoHealth Alliance «colaboró» con el Instituto de Virología de Wuhan para «llevar a cabo una investigación avanzada y peligrosa sobre el coronavirus de los murciélagos de patogenicidad humana«.

Según lo revelado en estos documentos, EcoHealth Alliance propuso «inyectar coronavirus quiméricos mortales de murciélago recogidos por el Instituto de Virología de Wuhan en ratones humanizados y batificados».

El proyecto buscaba «desactivar el potencial de propagación de nuevos coronavirus relacionados con el SARS de origen murciélago y alto riesgo zoonótico en Asia», por lo cual los científicos «tomarían muestras intensivas de murciélagos».

DRASTIC resaltó que el Instituto estaba trabajando activamente con estos virus, con protocolos de seguridad inadecuados, por lo que podrían haber desencadenado la pandemia.

El laboratorio chino disponía de una amplia colección de coronavirus reunidos a lo largo de muchos años de búsqueda en las cuevas de los murciélagos, y que muchos de ellos procedían de un pozo de mina en el que murieron tres hombres por una supuesta enfermedad similar al SARS en 2012.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!